trucos y consejos para destapar la nariz

¿Como destapar la nariz?

¿Como destapar la nariz? Trucos

No falla. Cuando llega el invierno empiezan los resfriados, y uno de los síntomas más habituales de los mismos es la congestión nasal que hará más difícil que podamos respirar y, además, provocará el goteo y esa sensación de ansiedad tan característica.

Y es que, a pesar de que existen muchos métodos para descongestionar la nariz, la gran mayoría no son efectivos, o tan sólo nos proporcionan alivio de manera momentánea. Y lo peor de todo es que los antibióticos tampoco terminan de funcionar, o, por lo menos, no tan rápido como nos gustaría.

Hemos hecho una selección de los mejores remedios para ayudarte a destapar tu nariz, los más efectivos y los que deberías de probar si ahora mismo estás congestionado/a.

Los mejores remedios para destapar la nariz

¡Cuidado con sonarte la nariz!

Puede parecer que el remedio más lógico para luchar contra la congestión es sonarnos con el objetivo de acabar con las secreciones. Sin embargo, si lo hacemos con mucha fuerza o con mucha frecuencia, lo único que conseguiremos es que las membranas nasales se empiecen a inflamar.

Llegaremos a un momento en el que si bien es cierto que ya no habrá secreciones, nuestra nariz estaba tan inflamada que seguiremos congestionados.
Es por ello por lo que, cuando te suenes, deberías hacerlo con el máximo cuidado posible.

Soluciones salinas para destapar la nariz

Los expertos aseguran que las soluciones salinas son las más efectivas, ya que la sal es capaz de disolver la mucosidad y expulsarla de las cavidades nasales.
En la farmacia existen muchos productos relacionados, pero nosotros te recomendamos aquellos que se suministran en forma de aerosol.

Aplicarlos es bastante simple: tan sólo tenemos que inclinar nuestra cabeza, introducir el aerosol en la cantidad recomendada y dejar que ésta pueda penetrar bien en las fosas nasales. Después expulsamos con un pañuelo de forma suave y repetimos un par de veces al día.

Vapor contra la nariz tapada

El vapor se va a convertir en uno de nuestros mejores aliados a la hora de combatir la congestión nasal. Un baño con agua caliente nos ayudará a abrir las fosas nasales y a reducir, por lo menos de forma parcial, la congestión.

Sin embargo, ya sabemos que cuando estamos resfriados no nos apetece demasiado darnos un baño, por lo que podemos recurrir a la solución de poner a hervir agua en un caso (añadiremos un poco de sal para que sea más efectivo) y nos colocaremos lo suficientemente cerca como para que los vapores penetren en las cavidades nasales.

Existen algunos remedios muy eficaces en donde añadiremos a esta olla algunas hierbas, como puede ser el eucalipto.

Humidificadores/vaporizadores

Estos dispositivos tienen la característica de poder aclimatar la humedad de una habitación para que sea la más adecuada para poder respirar, especialmente diseñados para combatir contra los climas excesivamente secos.

Puedes colocar uno de estos aparatos en tu habitación mientras duermes y no tardarás en poder experimentar los resultados.

Hidratación

Uno de los efectos más conocidos del resfriado es la deshidratación y, paradójicamente, es cuando menos agua nos apetece beber. Es por ello, por lo que los facultativos recomiendan que bebamos agua, aunque sea de manera obligada.

Y es que el propio líquido se encargará de hacer que el nivel de mucosidad disminuya y, de esta manera, conseguir que se expulse fácilmente.
Además, esta ingesta de agua también se puede conseguir mediante la toma de infusiones, de tés, o de un caldo (especialmente de pollo, que suele ser el mejor para tratar casos de resfriados).

Tiras para la nariz

Estas tiras las podemos conseguir en la farmacia y tienen la característica de que no cuestan demasiado. Se colocan en el puente de la nariz y tienen la habilidad de facilitar la apertura de las fosas nasales.

También suponen un buen remedio para evitar problemas de ronquidos, no solamente de congestión nasal.

Alimentos picantes

Algunos alimentos picantes como el chile o el recurrir también son muy buenos para combatir la congestión. Puedes hacer una buena salsa utilizando estos ingredientes ayudándonos a experimentar una cierta mejoría (aunque, desgraciadamente, no durará demasiado).

Sin embargo, estos alimentos picantes tienen una pequeña pega y es que te pueden llegar a deshidratar, por lo que deberíamos de beber mucha agua mientras los estamos consumiendo.

Algunos alimentos que pueden ayudarnos con la congestión nasal

Miel: La miel puede ayudarnos a acabar con la mucosidad. Un buen remedio consiste en disolverla en agua tibia y beber antes de ir a la cama.

Vinagre de manzana: Podemos tomarlo diluyéndolo antes en agua, o bien alineando las ensaladas. Si lo tomamos de forma habitual, combatiremos la congestión nasal.

Zumo de limón: Los cítricos, en especial el limón, tienen una gran cantidad de vitamina C que ayudan contra la nariz taponada.

Sigue estos métodos y podrás evitar este clásico problema de los inviernos que a todos nos disgusta y nos afecta como es tener la nariz taponada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *